Y bueno, Andrés falleció el lunes por la mañana. (Falleció es una palabra horrible).
En la tarde fuimos a Gayosso a lo que llaman ahora muy propiamente darle el último adiós (que también suena horrible).
Muchas gracias por el apoyo, de verdad que se siente el calorcito en el corazón.