5 comentarios sobre “El día en que estuve en primera plana”

  1. Zuka:
    Sí, tengo entendido que si avientas los zapatos, hay pocas probabilidades de que te lo devuelvan. Aunque ya conocemos el adagio: «si amas un zapato, déjalo libre…»

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.