Hora de dormir. Y de pronto, estoy como… triste…