Más de un mes sin bloguear: mi verdad.


Les juro por la Santa Chambrita de Santa Salmonella de Siena con Magenta que si no he venido por acá no es por falta de cariño: los quiero con el alma (aunque suene a canción) y casi diario abro el blog con la firme intención de escribir alguna cosa simpática e ingeniosilla. Incluso se ha convertido en un ritual: abro el blog, entro al wordpress, me siento frente a la plantilla, me quedo viendo la pantalla en silencio, con la boca ligeramente entreabierta, babeo un poco (sólo un poco, sólo por el efecto dramático), digo «adau, adau!» con voz de mensa mientras me pego en la cabeza y cierro el blog.
 
 

Y miren que hago esto dos o tres veces cada hora, pero ¡nada!
Cada una de esas ocasiones termino por cerrar el wordpress y golpearme contra el teclado hasta que me queda cara de waffle, a la vez que me inundan amargos recuerdos de mi infancia en el internado en el que estuve tantos años en Guanajuato.
.
.
.
.
.
De acuerdo, exagero un poco:
 
Fui varios años al internado en Guanajuato, pero sólo una semana cada vez, y sólo para acompañar a mis papás y a sus alumnos al Festival Cervantino.
 
También exagero al decir que intento bloguear varias veces cada hora.
 
Y también exagero cuando digo que golpeo mi cabeza contra el teclado.
 
Y hace mucho que no grito «¡adau, adau!»
.
.
.
De acuerdo: también he mentido un poco:
 
Santa Salmonella de Siena con Magenta no tuvo nunca una chambrita, y menos una chambrita santa. Y todo por el pequeño detalle de que Santa Salmonella de Siena con Magenta nunca existió.
 
De hecho, la combinación «siena + magenta» me parece horrible, y nadie que la use puede dárselas de santo. O santa.
 
Mentí también cuando dije que babeo sobre el teclado.
 
No, no es cierto:
 
Mentí hace dos renglones, cuando dije que mentí cuando dije que babeo sobre el teclado. es decir, sí babeo sobre el teclado.
 
Y también mentí cuando dije que todo esto se haya convertido en un ritual.
.
.
.
También mentí cuando dije que mis prácticas de dibujo de imitación se habían mojado porque un jardinero distraído las había regado en la prepa: la verdad es que me fui de pinta con mis compañeros al lago de Chapultepec.
.
.
.
Y mentí cuando dije que sí había estudiado toda la geografía económica de América del Sur para aquel examen de tercero de secundaria en el que, pese a todo, saqué diez.
.
.
.
(Y también mentí al decir que saqué diez en ese examen, ay).
.
.
.
Bueno, sí: soy una mientirosa que miente constantemente. Pero les juro por el Milagroso Suspensorio de Santo Toribito de la Nueva Neo-jerusalén de Abajo que sí los quiero con el alma. Y que sí he tratado de bloguear.
 
El problema es que ando escribiendo mi autobiografía no autorizada, y no saben lo complicado que es: tuve que mandarme seguir para poder descubrir todos mis oscuros secretitos (como el de que soy una mientirosa que miente); y, al mismo tiempo, tuve que contratar a un buen abogado, porque ya me enteré de que ando escribiendo esa biografía sin mi permiso, así que pretendo demandarme tan pronto salga la publicación. Temo que la batalla legal será más fría y amarga que la mirada de los elfos cuando piensan en los orcos.
.
.
.
De acuerdo, no es por eso que no he blogueado.es porque mi celebro está congelado, adentro de un frasco de salmuera, adentro del refri. Incluso mi papá me regañó por eso:
 
–¡Si dios existiera y quisiera que tuviéramos el cerebro en un frasco, naceríamos con frascos en vez de cabeza!
 
(No, no fue eso lo que me dijo mi papá. Es lo que yo me hubiera dicho de ser yo mi padre).
.
.
.
Uff. Creo que sería más fácil bloguear que buscar explicaciones de por qué no lo hago. Les juro por la Teta Sagrada de Santa Gudena Mártir que a partir de este post bloguearé más seguido. ¿Verdad que sí me creen?
 
 
 
(Por cierto, la imagen que ilustra esta entrada sí es de santa Gudena Mártir, a la que sí le dieron su pellizco de Teta Sagrada… les comento nomás como prueba de mi honestidad. -y si no me creen, lean aquí

34 respuestas a «Más de un mes sin bloguear: mi verdad.»

Necesito terapia psicológica después de haber visto «cierta» película.

Miento al decir que necesito terapia psicológica después de haber visto «cierta» película.

La verdad es que ya necesitaba terapia desde antes de esa «cierta» película.

Miento en que alguna vez he necesitado terapia psicológica.

Miento en que no creo no necesitar terapia psicológica.

En lo que no miento es en que este post me ha servido como reprogramador de mi mundo que quedó trastornado por haber visto «cierta» película.

Ok…también mentí en eso de la reprogramación y en lo de que mi mundo está trastonrnado.

Lo que es total y absolutamente cierto es que mi mundo ya era feliz antes de leer este blog.

Nada es absolutamente cierto.

La única certeza es que este post me ha gustado mucho…MUCHO.

Abrazos =D

No preguntaré como llegaste al conocimiento de la vida, milagros y pelliscos de santa Gudena. Ni mucho menos, como encontraste iconografía tan ilustrativa al respecto.
Sólo me pregunto si esta no debería ser la santa patrona de las auto exploraciones: Hija mía, Santa Gudea recomienda que lo hagas tú misma antes de que otros lo hagan por ti… auch!

Espero con ansias locas leerte de nuevo en este tu blog.

bandala: es que hay cada santo más creepy… pero estoy de acuerdo. Que santa Gudena sea la nueva imagen de la campaña anti cáncer de chichi :D

A veces miento, pero no exagero cuando miento… o sí? A veces miento, pero sobre todo dudo cuando miento… y también cuando no… cuando no miento. Sería idiota dudar cuando no dudo. O tal vez no… No, definitivamente sí. Pero eso sí. ¡Jamás exagero!

Mi estimada Raquel… me dejó boquiabierto y babeando el teclado. Se ve qe lo suyo es la narrativa… o, al menos, la narrativa cercana de lo cotidiano.

Un abrazo… sin mentiras ni mártires.

Querida Clau:
La verdad es que no me acuerdo bien, pero creo que fue en Washington. ¿o fue en Perú? El chiste es que Fabien nos hacía reir cvon pura burrada y cuando se hacía el tonto decía «adau» (en tono de menso) y se pegaba en la cabeza. Luego lo adoptamos también marco y yo, y «adadau» se convirtió en algo como «doblemente tonto». Creeeeo.

Lalo: un abrazo de regreso, sin mártires, mentiras, ni baba :)
Muchas gracias por venir a visitar! Y por decirme lo que me dices, yay!

Hola:

Te digo tres cosas: me encanta tu blog, me río como si estuviera loca cada que paso por aquí y pienso piratearme las entradas para mi archivero.

Bueno, está bien, miento en dos:

1. En que me río como si estuviera loca (temo que lo estoy) y…
2. En que pienso piratearme tus entradas para mi archivero (la verdad creo que si eres capaz de seguirte a ti misma sin ser descubierta, eres capaz de todo).

Lo que es la pura verdad es que este blog me encanta.

Un abrazo grande grande :)

Mi primita querida. Sabes que soy un antisocial de siete suelas. Pero hoy me decidí a salir un momento de mi claustro. Eres genial y lo has sido desde que a tu gelatina le ponías hojas de lechuga y refresco de manzana en el VIPS (creo que era en ese restaurante). Bien, muy bien. Eres grande. Un beso lleno de baba y un abrazo saca ojos.

Lau:
Muchas gracias por venir y leer. Yo con eso me doy no por bien servida sino por profundamente agradecida. Abrazo.

Primo Aris:
Se me hace nudito en la garganta. Te quiero mucho. Besos y hartas gratitutdes.

Wii Ya hiciste tu promesa bloguearas más seguido.. =D por mi parte tambien me comprometeré a lo mismo jejeje por lo menos para publicar un poema.. o algo así… igual que tu me sentaré frente a la plantilla blanca… resplandeciente… su luz cegadora parece alejar mis pensamientos… ¿Por qué no mejor cambiamos la plantilla a un color mucho mas agradable? Quizas… lila =D (notese que el lila es mi color favorito.. en todas sus degradaciones… magenta, morado, purpura )
Un saludo!! T.Q.M (L)

Es usted muy ingeniosa, Rax :)

La verdad es que sí se tarda mucho entre post y post, pero no importa, porque lo compensa con entradas llenas de chispa y que leo con harto regocijo: cuando una piensa que las sorpresas y giros han llegado al tope, más adelante se vuelve una a sorprender.

Y lo que digo sí es verdad, pero por favor no nos desampare tanto rato ;)

Carolina, mija: Sí, lo prometí. trataré de que sea al menos una vez a la semana. y conste que es un pacto, eh?
(lila es buen color, acepto)
abrazos

Gaby:
Ay, es que yo… gracias por el regocijo, corresponderé con constancia. Prometido.

Yo también quisiera, querido Bef. De hecho, en estos días ando escribiendo mucho, pero quién sabe qué vaya a pasar con esas páginas. veremos…
te mando un abrazo y mi gratitud por venir por acá :)

un ‘ciber-horror-vacui-post’ llevado con harta imaginación y santidad.
una duda… qué es eso del ‘¡adau, adau!’?
(perdone mi ignorancia y abrazotes desde acá)

Ay, Fran querido… qué honor, qué gusto tenerte por aquí… ay, no sabes, de verdad qué gusto…
Te mando abrazos con olor de santidad y la explicación del «adau» está acá, en los comentarios, pero te lo cuento de nuevo: mi hermano, mi primo Marco y yo pasamos una temporada en el infierno. En esos días, lo que más nos aliviaba la melancolía eran las bufonadas de mi hermano. Entre ellas, cuando se hacìa el tonto y decía «adau» mientras se pegaba en la cabeza. Es más divertido visto que platicado. Y lo metí como gancho, para ver si gente de mi familia se asoma al blog (funcionó, jiji).
Van besos trasatlánticos con todas las ganas de verte (por lo menos en el messenger). Ah, y Erika y yo queremos que entres a twitter. Somos tus fans, lo sabes.

Erika:
Yo prometo solemnemente que al menos voy a intentarlo.
De hecho, quisiera publicar una vez a la semana, uff. A ver si lo consigo.

Una querida:
muchas gracias por dejar tus letras por acá. te mando un abrazote! (ya seguiré mintiendo, digo, escribiendo)

¿y acaso cuando cierra el blog no abre otra ventanita que dice «facebook» u otra que dice «twitter»? (por poner un ejemplo vago, claro está). A mi me ocurre algo parecido hasta que alguien (ok, mi padre) me dijo en tono regañón que ya no escribía nada digno de leerse puesto que ya no me importaba mi blog. Me indigné tanto que escribí algo. Nada digno de leerse pero de que me importa mi bló, pues me importa.

Pero volviendo a lo que nos atañe: Como lectora le exijo que escriba mas seguido pues necesito nutrir mi mente con frasecillas tan agudas y nombres de Santos tan rebuscados todos los días.

Hacía mucho que no entraba a este blog, mentiría si dijera q por falta de tiempo, la verdad es que en la mudanza perdí la dirección y me fue imposible recordarla, me divertí horrores leyendo esto y me hizo la mañana! que bueno es estar de vuelta!!!!

Te voy a acusar con la otra Raquel, esa que está espiándote y planea demandarte por escribir tu autobiografía no autorizada. No, mejor aún, le voy a dar a la otra Raquel el lugar exacto de dónde naciste EN TOLUCA para que arme una autobiografía alterna y mucho más terrible y llena de falacias.

¡Escribe! ¡Retoma este blog o actúo!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *