Categorías
Varia invención

Requerimientos de Hacienda

Ayer llegó. Ni siquiera es un sobre: apenas es una hojita doblada, con los bordes pegados entre sí, listos para ser cortados. Adentro, letras chiquititas, alusioes a no sé qué artículos de no sé qué ley, y, al final, -horror de horrores- la petición de que vaya y pague, aunque no dice qué hay que pagar o dónde me puedo enterar.

Maldita sea.

¿No podrían mandar una carta más amena, con dibujitos, claridad y un FAQ?

¿Me irán a meter a la cárcel? ¿De veras debo dinero? Yo creía que no…

Ahora sí urge encontrar al contador. Tengo 15 días hábiles a partir de ayer. Bujú.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *